Noticias y Publicaciones
30/05/2017
Riesgo País y Estudios Económicos

Coface se muestra optimista frente a las empresas no petroleras de Emiratos Árabes Unidos (EAU)

Coface se muestra optimista frente a las empresas no petroleras de Emiratos Árabes Unidos
  • La evaluación de Coface para las empresas de los EAU es moderadamente positiva.
  • El 43,5% de las empresas exportadoras y el 42% de las empresas con mercado doméstico prevén un aumento de la rentabilidad (52,2% y 59% respectivamente) y anticipan un incremento en las ventas en comparación al año anterior. Un 39% de las empresas exportadoras prevé una mejora en los flujos de caja.
  • Los créditos pendientes y las facturas pendientes de cobro de las empresas de los EAU representan, de media, un porcentaje de un solo dígito sobre el total de la cifra de negocios.
  • Los plazos de pago de las empresas se están alargando a medida que  aumenta la conciencia sobre el riesgo del crédito comercial.
  • Las empresas que operan principalmente en el mercado domésticocon mercado domésticose han visto menos afectadas por la desaceleración económica y las tensiones de liquidez que las empresas exportadoras.

 

Coface, líder mundial en servicios de gestión de crédito, ha publicado su primera encuesta sobre la gestión de crédito en Emiratos Árabes Unidos. Esta encuesta se ha realizado por 136 empresas de 11 sectores diferentes con el objetivo de conocer las tendencias y la evolución del comportamiento de pago entre empresas.

Los encuestados han constatado que los plazos de pago se están alargando. Las empresas han reaccionado a unos volúmenes de ventas menores, debido al debilitamiento del comercio mundial y las tensiones de liquidez, retrasando los pagos. No obstante, a pesar del alargamiento de los plazos de pago, la mayoría de los encuestados son optimistas sobre las perspectivas económicas futuras para los EAU y la región del Consejo de Cooperación de Golfo (CCG).

“Los resultados de esta encuesta son muy oportunos, sobre todo ahora que la economía está empezando a recuperarse de nuevo y las empresas de los EAU este año están buscando maximizar su ventaja competitiva. La diversidad de la economía de los EAU ha ayudado a mitigar la intensidad de los efectos de la caída de los precios del petróleo. En 2017, se espera un crecimiento estable impulsado principalmente por el comercio exterior no petrolífero, el consumo privado, turismo y las nuevas inversiones para la Expo 2020 de Dubai”, declaró Massimo Falcioni,  CEO de los Países de Oriente Medio en Coface.

“La estructura diversificada de la economía de los EAU ha hecho que las empresas con mercado doméstico se vean menos impactados por la desaceleración económica y las tensiones de liquidez que los exportadores, que se han visto afectados por la debilidad de la recuperación en el comercio mundial”comentó Seltem Lyigun, Economista de Coface para Oriente Medio.

 

Un futuro económico prometedor

Según la encuesta, la mayoría de las empresas en los EAU y el CCG son optimistas sobre las perspectivas económicas de la región y el 31% de los encuestados refirió una mejora en las ventas en los últimos seis meses. 

La mayor parte de los exportadores comparten una visión moderadamente positiva sobre las perspectivas futuras, con el 43,5% de ellos esperando una mayor rentabilidad, un 52,2% prevé un aumento de las ventas y un 39% anticipa que mejorará el flujo de efectivo. Las expectativas continúan siendo positivas entre las empresas con mercado doméstico, ya que el 42% de los encuestados considera que su rentabilidad mejorará  moderada o sustancialmente en los próximos seis meses, mientras que el 59% (principalmente de los sectores de la construcción, agroalimentario y minorista) esperan un incremento en las ventas durante este periodo.

El análisis de Coface revela que la región de CCG será el principal mercado de exportación (el mayor en términos de ventas actuales), seguido de la región MENA. Las economías de la región del CCG están respondiendo al desafío, como demuestra que sus mercados de exportación continúan registrado el mayor volumen de ventas en Oriente Medio. De aquellas empresas encuestadas en la región MENA, el 26% tiene la intención de exportar a los países del CCG, beneficiándose de su proximidad, paralelismos culturales e integración económica.

Se esperan nuevas oportunidades en el mercado inmobiliario, gracias a los nuevos atractivos turísticos y a una mejor legislación y reformas, que están impulsando al sector de la construcción en 2017. La encuesta también indica que el sector minorista podría proporcionar nuevas oportunidades, favorecido por la presencia de consumidores de gran poder adquisitivo en el país. No obstante, el sector todavía está sujeto a presiones a la baja, debido a las restrictivas condiciones fiscales. 

Teniendo en cuenta estas perspectivas cautelosamente positivas, el 43% de las empresas han señalado su intención de contratar nuevo personal en los próximos seis meses.

 

Sin grandes riesgos respecto a las facturas impagadas

Las empresas de los EAU, tanto las empresas con mercado doméstico como en exportación, registraron una media en los plazos de pago de entre 60 y 90 días, y entre 30 y 60 días de media en retrasos en los pagos. Entre los exportadores, el sector energético es el que se enfrenta a un mayor retraso medio en los pagos, por encima de los 210 días. A nivel nacional, el sector de la construcción es el que está experimentando unos plazos de pago más extensos con  una media de 97 días, y retrasos de 93,1 días.

Los participantes señalaron las dificultades financieras de sus clientes e ineficiencias administrativas, como por ejemplo la debilidad en el proceso de cobro de las deudas, como las principales razones de los impagos. Los retrasos en los pagos, a su vez, son el resultado de las tensiones de liquidez para el 52% de las empresas, costes de intereses adicionales para el 44% y pérdida de ingresos para el 42%.

Los créditos pendientes y las facturas impagadas de las empresas representan, de media, un porcentaje de un solo dígito sobre el total de la cifra de negocios. La mayoría de los exportadores informó que los créditos pendientes y facturas impagadas representaron entre el 2% y el 5% del total de su cifra de negocios. En cuanto a las empresas con mercado doméstico, el 18% de los encuestados informó que los créditos pendientes y las facturas impagadas representaban menos del 2% del total de sus ventas, mientras que el 20% informó que representaban del 5% al 10% de su cifra de negocios y un 16% de los encuestados respondió que representaba el 20% de su cifra de negocios. La experiencia de Coface muestra que el 80% de los créditos pendientes con retrasos en los pagos de más de seis meses no serán pagados en su totalidad.

Una importante tendencia destacada por este informe, es que el 52,2% de los encuestados respondió que la media del retraso en el pago de los clientes extranjeros fue peor que la de los clientes nacionales. Esto es un indicador del empeoramiento de las condiciones financieras en los mercados extranjeros.

 

Experiencia de pago empresarial: el plazo medio de pago se encuentran entre los 60 y 90 días tanto para el mercado doméstico como para la exportación

Más de la mitad de las empresas exportadoras mencionó que los EAU tienen los mejores plazos de pago de la región, mientras que el 36,8% calificó a todos los países pertenecientes al CCG como los que tienen los plazos de pago más largos.

Para los exportadores, las condiciones de pago más frecuentes durante los últimos seis meses fueron de 60 días (39,10%) y 90 días (30,43%). Casi el 35% de los encuestados dijo que los términos máximos de pago durante los últimos seis meses fueron de 120 días, mientras que el 26,1% comentó que las condiciones máximas de pago fueron de 180 días o más (impagados de muy larga duración).

La mayoría de las empresas (61%) enfocadas en el mercado interno informaron que los plazos medios de pago, durante los últimos seis meses, variaban entre los 60 y 90 días. Los plazos máximos de pago ofertados por las empresas con mercado doméstico a sus clientes fueron menores que los ofertados por los exportadores, ya que solo el 27% ofrecieron unas condiciones de pago de 120 días a  sus clientes (frente al 35% de los exportadores). Los retrasos medios en los pagos son menores para el mercado doméstico que para los exportadores. Las empresas con mercado doméstico registraron menos de 30 días de retraso en los pagos (en comparación al 9% de los exportadores), mientras que el 29% registró entre 30 y 60 días (48% de los exportadores), y 27% entre 60 y 90 días (13% de los exportadores). Los retrasos en los pagos de más de 210 días solo fueron mencionados por el 4% de las empresas encuestadas (9% de los exportadores).

 

 

Descarga el informe completo

 

 

 

 

 

 

 

 

Descargar esta nota de prensa : Coface se muestra optimista frente a las empresas no petroleras de Emi... (48,16 kB)

Contacto


Para más información:

Carolina CARRETERO
Tel. : (+34) 91 702 75 19
Mail : caroline.carretero@coface.com
 
Marta ESCOBAR
Tel. : (+34) 91 702 75 22
Mail : marta.escobar@coface.com

Parte superior
  • Spanish