Noticias y Publicaciones
29/09/2016
Riesgo País y Estudios Económicos

Estudio sobre el comportamiento de pago de las empresas de Marruecos en 2016

Estudio sobre el comportamiento de pago de las empresas de Marruecos en 2016
  • 2016 se presenta como un año difícil para la economía de Marruecos que hará frente a una ralentización del sector agrícola.
  • A pesar de la resistencia de la economía no agrícola, los plazos de pago para todos los sectores se están alargando y las empresas estudiadas esperan un estancamiento de la actividad.
  • Los resultados de 2016 muestran que las empresas pequeñas tienen plazos de pago más cortos que las grandes.
  • Los retrasos en los pagos siguen siendo un obstáculo importante para la contratación y la inversión.

 

La economía marroquí se desacelera pero se mantiene la demanda y la inversión

La tasa de crecimiento de Marruecos se ralentizó en 2016, tras registrar un incremento cercano al 4,5% en 2015. La caída en la producción de cereales, superior al 70% entre 2015 y 2016, puede limitar el PIB del país a una tasa de crecimiento cercana al 2% en este año. Esta desaceleración apareció en el primer trimestre y continuó en el segundo, con una tasa de crecimiento anualizada del 1,4%. Sin embargo, mientras el valor añadido agrícola se contrajo, el valor añadido no-agrícola aumentó un 2,5% en los dos primeros trimestres de 2016.

Al igual que en 2015, Coface analizó el comportamiento de pago y las tendencias generales de 208 empresas marroquís. Los resultados del análisis revelan que las empresas de Marruecos aprecian una ralentización de la economía. Más de la mitad de las empresas analizadas (55%) perciben un estancamiento de la actividad y un 28% un deterioro en el entorno empresarial, donde un 39% anticipaban una evolución favorable de la economía marroquí en el estudio realizado en 2015.

La demanda continúa desempeñando su papel como motor de la actividad. El consumo de los hogares creció un 2,7% en el primer trimestre de 2016 (2,3% en 2015) y cayó ligeramente en el segundo trimestre. En 2016, la inversión debería incrementarse un 5% respecto al año anterior. Este fenómeno también se observa en la encuesta, ya que un 52% de las empresas tienen intención de invertir. 

Foco en el sector agrícola, industrial y servicios

El sector agrícola continuó mostrando un declive significativo, con un descenso del 12,1% en el segundo trimestre de 2016, tras una caída del 9% en el primer trimestre. Las condiciones climáticas desfavorables incidieron en una caída del 70% en la producción de cereales, que se compensó parcialmente por el aumento en la producción industrial y la producción agrícola vegetal. Sin embargo, gracias al buen rendimiento de la pesca, el declive en el PIB agrícola se vió limitado.  

La industria manufacturera y extractiva se recuperaron ligeramente en el segundo trimestre de 2016, hasta un 3,2%, seguido de un aumento del 2,9% en el primer trimestre. Este movimiento positivo puede atribuirse principalmente a la mejora de las actuaciones en las industrias agrícolas, mecánicas y químicas.

El sector servicios registró una tasa de crecimiento del 2% en el primer trimestre de 2016, un 0,9% más que en el mismo período de 2015. Con la excepción de los servicios vinculados a las actividades de seguros y financieras (que decayeron un 0,3%), el resto de actividades del sector terciario generaron un crecimiento positivo.

Los pLAZos de pago se alargan: las empresas marroquís afectadas por la ralentización

En 2015, más del 30% de las empresas analizadas cobraron entre 30 y 60 días desde la emisión de sus facturas. Este porcentaje de respuesta decreció este año en un 24%. 

El número de empresas que declaró plazos de pago superiores a 90 días ha aumentado, sobre todo para las empresas del sector público.

Las empresas del sector privado en Marruecos muestran una mayor estabilidad, mientras los plazos de pago se mantienen en un 48% de las empresas analizadas. Sin embargo, el porcentaje de empresas que perciben una mejora en el comportamiento de pago ha descendido considerablemente. El estudio también ha revelado que las empresas que presentan plazos de pago más largos son las mismas que perciben un mayor estancamiento de la actividad. El porcentaje de estas empresas alcanzó el 55% en 2016 y el 40,3% en 2015.

El plazo medio de pago varía según la actividad de la empresa. La venta al por menor, así como el sector de la construcción y las obras públicas, se caracterizan por plazos de pago superiores a 90 días (más del 57% para el comercio minorista y un 55% para la construcción y obras públicas). Otros sectores, como servicios para empresas y agroalimentario, reportan plazos de pago inferiores a 90 días (e incluso menos de 60 días para el agroalimentario). El sector de la construcción y de las obras públicas se encuentra entre los que han cambiado sus comportamientos de pago de una forma más marcada entre 2015 y 2016. Este deterioro ha afectado sobre todo a la tesorería de las empresas de este sector. El sector comercial y distribución al por menor ha sufrido retrasos prolongados en los pagos, con un aumento del 23% en el número de empresas que han informado de plazos de pago medios superiores a 120 días.  

Los servicios para empresas (el tercer mayor grupo en la muestra de la encuesta), se mantiene entre los pocos sectores que se han beneficiado de una mejora en los plazos de pago.  Este sector registró un aumento del 3,8% en el número de empresas con plazos de pago medios inferiores a 30 días, mientras el número de empresas que previamente indicaron plazos de pago superiores a 120 días ha descendido en un 5,6%. Los retrasos en los pagos son inferiores que los de la muestra global y un 20% de las empresas de servicios también indicaron mejoras en sus situaciones de caja. Sin embargo, a pesar de una ligera mejora en los plazos de pago, el sector es probable que se vea afectado por la ralentización de la  economía de Marruecos en 2016, con un 56% de las empresas que esperan un estancamiento de la actividad.

Las grandes empresas y el sector de la construcción: los plazos de pago tienden a deteriorarse

Aunque los plazos de pago tienden a alargarse, observamos una mejora en el número de días de retraso, que podría explicarse por la entrada en vigor de la legislación referente a los plazos de pago en 2014. Por lo que respecta a los retrasos según el tamaño de las empresas, vemos que las grandes empresas tienden a acumular mayores retrasos en los pagos. Por sectores, las empresas de la construcción y servicios reportan los mayores retrasos.

El estudio de Coface también analiza el impacto de los retrasos en los pagos sobre la salud financiera y las perspectivas futuras de las empresas. Cuantos más cortos son los retrasos en los pagos experimentados por las empresas, menor es el impacto en su tesorería. Asimismo, las empresas con retrasos en los pagos superiores a 30 días se ven afectadas por una mayor degradación en su tesorería. Finalmente, las previsiones de tesorería se mantienen estables para algunas empresas, independientemente de los retrasos. Esto podría significar que las empresas están teniendo en cuenta el comportamiento de pago de sus clientes y haciendo provisiones de los posibles retrasos en sus previsiones de liquidez.    

Los retrasos en los pagos, así como las extensiones de los plazos de pago, reducen la capacidad de las empresas para invertir. Cuando se preguntó a las empresas por las razones que les impiden invertir, aquellas que apuntaban los mayores retrasos tenían también problemas de financiación. Aquellas cuyas demoras promedio estaban entre 30 y 60 días alegaron malas perspectivas económicas como el factor principal.

 

Descarga el informe completo

 

                                                                                                                                                               

         
               

 

  • Perspectivas para la economia marroquí
  • Plazos de pago de las empresas en Marruecos
  • Anexos

 

 

 

 

 

Descargar esta nota de prensa : Estudio sobre el comportamiento de pago de las empresas de Marruecos e... (154,04 kB)

Contacto


Para más información:

Carolina CARRETERO
Tel. : (+34) 91 702 75 19
Mail : caroline.carretero@coface.com
 
Marta ESCOBAR
Tel. : (+34) 91 702 75 22
Mail : marta.escobar@coface.com

Parte superior
  • Spanish